El tratamiento contra el Alzheimer ha iniciado una nueva era en la medicina moderna

El envejecimiento de la población es una de las grandes preocupaciones sociales, ya que lleva asociado un aumento de las enfermedades neurodegenerativas. Si el reto del Siglo XX fue ponerles fin a las enfermedades infecciosas, el del siglo XXI es acabar con las enfermedades neurodegenerativas.  

En ese camino está Felix Viñuelas, médico especialista en Neurología y una de las personas que más conocimientos tiene en España sobre estas patologías. De él han podido aprender los estudiantes del Máster Universitario en Neuropsicología de Loyola Másteres, la escuela de posgrado de la Universidad Loyola. Durante la asignatura Síndromes Neurológicos y Neuropsicológicos, ha impartido una charla sobre deterioro cognitivo degenerativo y demencias primarias. Los neuropsicólogos juegan un papel crucial en el diagnostico y tratamientos de las enfermedades neurodegenerativas, planteando terapias no farmacológicas que han demostrado ser eficaces y bien toleradas.

El experto, que ha presidido la Sociedad Andaluza de Neurología y, durante cuatro años, fue coordinador del Grupo de Estudio de Neuropsicología de la Sociedad Española de Neurología, explicó que las enfermedades neurodegenerativas se pueden prevenir, sobre todo el Alzheimer.

“Incidiendo en los factores de riesgo modificables durante la juventud o la edad media, podemos disminuir la probabilidad de desarrollar la demencia por Alzheimer”.

Para los alumnos, la visita de expertos externos es clave porque les aporta el contacto con la realidad laboral, más aún en las disciplinas de ciencias de salud, donde les proporciona un contacto con la práctica clínica. “La Universidad tiene que estar vinculada a la sociedad y a la práctica real, más en los estudios de ciencias de la salud. La teoría es un instrumento para comprender qué les pasa a los pacientes”, aclaró Viñuelas.

La parte docente es fundamental para el ejercicio de la medicina y la psicología, al igual que la parte investigadora y clínica. “La enseñanza es vital porque cuando mejor se saben las cosas es cuando se trasmiten, lo que hace que los médicos docentes sean siempre mejores médicos”, profundizó.

Comparte Share on Facebook Share on Google+ Tweet about this on Twitter Share on LinkedIn